Atentos a las liquidaciones de stocks externas

Atentos a las liquidaciones de stocks externas

Aunque estamos en el mes de octubre vamos viendo como poco a poco se acerca la Navidad. A falta de unos dos meses para que comience el periodo navideño, ya podemos sentir su presencia en los anuncios de televisión, en los escaparates de las tiendas y en montón de sitios más. Muchos emprendedores esperan con deseo las fechas finales del año porque éstas traen consigo un aumento de las ventas y, por tanto, posibilidades para mejorar nuestra popularidad.

A buen seguro, los que más esperamos la Navidad somos los comerciantes de juguetes, que en los meses de diciembre y enero hacemos nuestro particular agosto. El repunte de las ventas en esos dos meses es tal que sin ellos apenas podríamos subsistir durante el resto del año. De ahí que sea tan importante el permanecer permanentemente activos mientras dure el espíritu navideño.

Me dedico a la venta de juguetes desde hace varios años. Junto con mi hermano, tengo una tienda en nuestra ciudad, una tienda en la que se refleja exactamente lo que os acabo de comentar: ese repunte de las ventas en los meses de diciembre y enero a causa de la Navidad. Los dos sabemos que desde el mes de octubre comienza la campaña navideña y que por tanto desde ahí hasta la primera semana del año siguiente no puede fallar absolutamente nada.

Sin embargo, casi siempre pasan cosas que no esperamos. Y también hay que estar preparados para estas cosas. Lo que nos ocurrió el año pasado no nos había pasado nunca, y fue motivo de agobio tanto para mi hermano como para mí. La semana previa a la festividad de los Reyes Magos nos dimos cuenta de que habíamos vendido un 90% de los juguetes que teníamos preparados para vender. A pesar de que se trataba de una noticia inmejorable, presentaba un problema: las existencias estaban a punto de agotarse en la semana con más ventas de todo el año. Esto no podía ocurrir. Necesitábamos hacer un pedido de juguetes de manera inminente y que nos llegara a la tienda con la mayor brevedad posible.

Hacer un pedido a nuestro proveedor habitual haría que los juguetes llegaran pasado el 6 de enero, lo cual no nos interesaba en absoluto. Comenzamos a buscar en Internet algún posible proveedor que nos suministrara los juguetes de manera rápida y fue entonces cuando encontramos www.liquistocks.com, una entidad destinada a vender stocks al por mayor. Recuerdo que uno de sus últimos stocks disponibles era de juguetes y que eran juguetes actuales y modernos que además no resultaban caros. Decidimos contactar con los responsables de esa web para que nos hicieran llegar ese stock que tanto nos interesaba.

Y conseguimos solventar la situación

A los dos días teníamos nuestro pedido en la tienda. Apenas nos dio tiempo a colocar las nuevas existencias porque la gente seguía acudiendo a nuestro local y se las llevaba. Fue una gran suerte haber podido contar con la ayuda de LiquiStocks porque, de lo contrario, nuestros juguetes se hubiesen acabado de muy rápidamente. Además, como los juguetes que acabábamos de adquirir nos habían salido muy baratos, conseguimos sacarles una buena rentabilidad.

Ahora, en este mes de octubre ya nos estamos preparando para lo que se nos viene encima durante los próximos meses. Hemos vuelto a recurrir a liquistocks.com en varias ocasiones para completar nuestras existencias, y tendremos muy en cuenta la posibilidad de realizar un nuevo pedido si nos viéramos tan apurados como el año pasado. Nos hemos suscrito al boletín de la web para saber qué stocks tenemos a nuestra disposición y casi siempre hay juguetes. Una herramienta muy útil para nosotros y que ya nos ha sacado de un problema importante. Vale la pena tenerlo en consideración.

shutterstock_336599117reducida