Maquinaria para la fabricación de calzado

Muchas personas ven la producción de calzado como una forma de vida, una cultura aprendida de generación en generación y como un sustento de vida.

A veces se empieza de forma artesanal, con el mínimo de herramientas posibles, pero a veces la visión es otra, de tal forma que vas a querer en un número más importante y con una calidad mayor.

En este sentido, es cuando se va a hacer precisa la presencia de maquinaria que nos puedan facilitar el trabajo y vayan a mejorar los tiempos de entrega. Son bastantes las opciones, en especial en un momento en el cual la tecnología va mejorando y creando los sistemas de producción.

El caso es que existen una serie de máquinas importantes cuando tomamos la decisión de poder dejar de lado aquellas producciones donde el componente artesanal es mayor. Hablamos de:

Máquina de coser

Es posible que sea la de mayor utilidad en la industria y es que su utilización se va a extender a diferentes estaciones de trabajo. Se utiliza en el cocido de forros, etiquetas, pieles, bordes, suelas, etc.

No olvidemos que en cada uno de los procesos hay una clase de máquina para coser distinta y especial, la cual tiene algunas características que han sido ideadas para este fin.

Pensemos que pueden llegar a ser de columna, de poste, de brazo corto o largo.

Maquina rebajadora

En el trabajo de la piel, debemos saber que la máquina lo que hace es encargarse del desgaste o de la rebaja del material, el cual suele ir de una mayor a menor densidad, de tal forma que corte a la misma vez las orillas para un trabajo que será más limpio y mejor.

Máquina para el doblado

En el medio del proceso para realizar el calzado, se hace una tarea que se le llama doblado, donde las orillas del material se van a doblar para tener un resultado mejor.

Todo ello se puede hacer de manera manual o con una máquina de doblado, que se pueden dividir en un par de grupos, la máquina dobladora de orillos o de preencolado o la máquina con termoplástico.

Máquina suajadora.

Gracias a los rodillos que terminan ejerciendo presión sobre los propios materiales, la suajadora o la troqueladora terminan encargándose de realizar los cortes de las distintas partes que van a conformar el calzado, puesto que ellas pueden acabar siendo de suelas, plantillas, contrafuertes, tacones, tapas o plantas.

Máquina de montado

Es de las que precisa una mayor habilidad o conocimiento, siendo usada en la fase de centrado y de montaje, tanto para montar talones como puntas o enfraques.

Máquina ojalilladora

Hablamos de unos orificios ideales y limpios que no causen daños al material y que van a ser realidad por este tipo de máquina, la cual incluirá hasta la colocación de las propias arandelas de metal.

Máquina adhesivadora

Para poder ir distribuyendo el pegamento uniformemente y limpiamente, dichas máquinas son bastante usadas en el terreno de la industria para garantizar un proceso de pegado mucho más satisfactorio.

Máquina termoadherente

Bastantes de los pegamentos usados precisan de aplicar elevadas temperaturas para su activación y para unir las propias piezas.

La máquina que hace esta labor de lograr altas temperaturas para que se activen las pegas nuevamente.

Los tipos y clases de maquinarias para el calzado hay muchas alrededor del planeta, los cuales son a veces necesario que estén, mientras que otras toman la decisión de solucionar con opciones alternativas.

Todo va a estar centrado en las necesidades que tendrá cada fabricante, su alcance, el número de producción, los conocimientos o el capital económico con el que contemos.

Conclusiones

Después de todo esto que te hemos podido contar, seguro que ahora tienes bastante más claro en que te debes fijar para poder afrontar de manera acertada lo que es buscar soluciones. Los expertos de sogorbmac.com creen que es vital tener claro qué es lo que vamos a necesitar, más en la maquinaria, puesto que dependiendo de lo que nos guste, seguro que va a ser más fácil el optar por una maquinaria u otra, esto debemos tenerlo claro.

Al final se hace una inversión en máquinas y lo que se quiere es que dicha inversión sea para bien y que tenga eficacia y ello redunde en la buena marcha de la empresa, por lo que lo mejor es no jugársela en ese sentido y siempre optar por maquinaria que tenga una buena relación calidad precio.

Así que esperamos que te haya parecido interesante todo lo que te hemos comentado al respecto.

Compartir:

Mas artículos

Artículos relacionados